Inicio Nutricion Los alimentos orgánicos no son más saludables que los no orgánicos

Los alimentos orgánicos no son más saludables que los no orgánicos

1
31

Las personas que eligen alimentos de origen orgánico pueden tener la idea de que son más saludables que los que no son orgánicos. Un nuevo estudio arrojó como resultados que los beneficios de ingerir alimentos orgánicos no se encuentran en el contenido de vitaminas y nutrientes, sino en la reducción a la exposición de residuos de plaguicidas y bacterias resistentes a antibióticos. Lo que ya es bastante.

Los investigadores revisaron más de 200 estudios que compararon la salud de las personas que comieron alimentos orgánicos o convencionales y los niveles de nutrientes y contaminantes en los propios alimentos. Se incluyeron frutos orgánicos y no orgánicos, vegetales, granos, carne, aves de corral, huevos y leche. Muchos de los estudios no especifican sus estándares para lo que constituía comida orgánica, que puede llegar a costar hasta el doble de los alimentos convencionales.

Está establecido en diferentes normativas que las granjas orgánicas tienen que evitar el uso de pesticidas y fertilizantes sintéticos, hormonas y antibióticos. La ganadería orgánica también debe tener acceso a los pastos limpios durante la temporada de pastoreo. Muchas granjas convencionales, por el contrario, usan pesticidas para evitar errores y criar animales en condiciones de hacinamiento en establos, con antibióticos en su alimentación para promover el crecimiento y prevenir las enfermedades. Antibióticos que contribuyen al desarrollo de enfermedades droga-resistentes en los seres humanos.

Los científicos encontraron al finalizar los estudios que no había diferencia en la cantidad de vitaminas en productos de origen vegetal o animal producidos orgánicamente y convencionalmente, salvo un poco más de fósforo en los productos orgánicos. La leche orgánica y el pollo sí pueden contener más ácidos grasos Omega3, según hallaron en unos pocos estudios.

Más de un tercio de los productos convencionales tenían residuos detectables de plaguicidas, en comparación con el 7 por ciento de las muestras de productos orgánicos. Y el pollo y cerdo orgánicos eran un 33 por ciento menos probables de llevar bacterias resistentes a tres o más antibióticos que la carne producida convencionalmente.

El equipo de investigadores, dijo que si bien aún se está deliberando sobre los efectos de los plaguicidas en el ser humano, las personas deben considerar la exposición a los mismos en sus compras de supermercado dentro de sus decisiones para proteger su salud.

Se necesita más investigación para explorar completamente los potenciales efectos para la salud y la seguridad de las diferencias entre los alimentos orgánicos y convencionales y es prematuro concluir en que la carne orgánica no es más saludable que la no orgánica.

1 comentario

  1. Willi

    28 Noviembre, 2012 a 3:37

    Que científicos, que investigadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *