Los ancianos tienen un patrón de sueño diferente al resto de las personas. La mayoría de las personas de la tercera edad suelen levantarse temprano y luego hacen una siesta después del almuerzo y en la noche se acuestan temprano.

Es frecuente que los ancianos tengan problemas de sueño como: 

-dormir poco

-apnea nocturna

-dificultad para conciliar el sueño o insomnio

-levantarse en la noche varias veces

-dormir entrecortado y con sueño liviano

-hipersomnia

problemassuenosancianos

Causas que puedan desencadenar los problemas de sueño en personas ancianas:

-consumo de medicamentos

-depresión

-estrés

-consumo de cafeína

-vida sedentaria

-consumo bebidas alcohólicos

-padecer enfermedades como asma, afecciones respiratorios, artritis y cardiacas

 

No es recomendable que los ancianos utilicen todos los días medicación para dormir en caso de necesitarlo usarlo espaciadamente. Es preferible tomar infusiones de hierbas que ayuden a conciliar el sueño o para relajarse.

 

Recomendaciones para mejorar el sueño en los ancianos:

-Es importante que las personas mayores tengan una cena liviana para que sea mas rápida la digestión y se pueda dormir. Beber un vaso de leche tibia o una infusión de tilo por la noche ayuda a conciliar el sueño.

-Se debe evitar hacer siestas largas durante el día para poder dormir mejor por la noche.

-Evitar consumir alcohol, café y tabaco porque son estimulantes e interfieren negativamente en el sueño.

-Realizar ejercicio por la tarde como salir a caminar, hacer yoga o andar en bicicleta ayudara a conciliar el sueño en la noche.

Gran parte de las personas de edad avanzada tienen problemas de sueño que deben ser tratadas porque esta afección altera la calidad de vida de las personas.

Es importante consultar al médico y buscar formas de tratamientos que no incluya el consumo diario de somníferos. 

3 comentarios

  1. Jacques FROMONT, Nutricionista

    31 Julio, 2013 a 13:22

    El déficit de omega-3 en la dieta de los ancianos es común.
    Las membranas neuronales contienen altas cantidades de ácidos grasos poliinsaturados, los que no pueden ser sintetizados y por lo tanto deben ser obtenidos desde la dieta. La deficiencia de ácidos grasos omega-3, EPA y DHA, produce una disfunción de distintas vías de neurotransmisores en zonas específicas del cerebro, lo que puede ser la causa de la modificación del sueño en ancianos cuya dieta es habitualmente inadecuada.

  2. RAFA

    3 Agosto, 2013 a 23:42

    HOLA´creo que esta muy bien´lo publicado, pero ??? siempre hay un pero,llevo tomando medicación para el sueño, 20 años, y todos los intentos han fracasado.
    Me podeis dar una solución

  3. Maribel Garcia Gonzalaz

    24 Julio, 2014 a 19:52

    Tengo 68 años, no duermo y el medico de cabecera me ha mandado Sedotime 15 mg me dice que el no dormir es una patología y que es mejor tomar pastillas que pasarse la noche mirando el techo, la verdad es que no se que hacer porque así me siento mejor, si son tan amables me gustaría que me contestaran, gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *