Si sufre alguno de estos síntomas tras haber cambiado habitualmente de pareja, o haber llevado una vida sexual prolífica, conviene que acuda a su médico.

usopreservativo

Signos a tener en cuenta que pueden hacer sospechar de un posible contagio sexual:

  • Lesiones ulceradas en la zona genital. Pueden ser síntoma de sífilis  u otras infecciones
  • Secreciones vaginales de color amarillento y maloliente que puede correponderse a infección por hongos.
  • Exudados purulentos uretrales, sospechosos de gonorrea
  • Inflamación de los ganglios inguinales y erosiones en zona genital.
  • Coloración amarillenta de piel y ojos.
  • Dolor o ardor al orinar, en la vagina o vulva, debido a una infección urinaria
  • Picores con rascado frecuente en la zona del pubis, que puede indicar una micosis o parásitos.
  • Verrugas en el glande, prepucio, vulva y zona perianal con picazón, cuya presencia puede hacernos sospechar de papilomavirus humano.

 

Recomendaciones en cuanto al uso del preservativo:

  • Cuando se guarda fuera de su envase habiual o se mantiene en lugares húmedos o con excesivas temperaturas, se deteriora de forma irreversible.
  • Si es necesario el uso de lubricante, debe excluirse la vaselina porque afecta al material de látex de forma negativa.
  • No debe utilizarse si su fecha de caducidad está sobrepasada.
  • Debe desenrollarse únicamente en el momento de su uso. Para colocarlo debe hacerse cuando el pene está erecto.
  • Es muy importante dejar un pequeño espacio en la punta para que no haya presión seminal sobre el glande en el momento de la eyaculación.
  • Durante la retirada, tras la eyaculación, hay que cuidar de sujetar con los dedos la parte posterior del anillo para evitar un posible derramamiento seminal en la vagina.

1 comentario

  1. eduardo

    24 Agosto, 2013 a 18:59

    espectacular!!!, jovenes no se arrieguen mas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *