Existen muchos hábitos saludables a nivel corporal, por ejemplo, conviene prestar un cuidado especial a la alimentación, también es esencial realizar ejercicio y  hacer deporte, estar en contacto con la naturaleza, evitar el estrés que puede somatizarse con el paso del tiempo. Sin embargo, también existen otros hábitos saludables a nivel emocional, uno de ellos, es aprender a decir adiós. Es decir, a veces, debemos aprender a despedirnos del pasado, de una persona o de una situación para poder disfrutar del presente al cien por cien o para afrontar el futuro con optimismo.

adios1

¿Cuándo debemos decir adiós a una persona? Cuando una relación ha dejado de ser constructiva y se ha convertido en dañina. Existen personas que permanecen a nuestro lado toda la vida, sin embargo, también existen otras personas que están a nuestro lado durante un corto periodo de tiempo. Cada persona puede enriquecerte a nivel interior en su momento. Por eso, debes quedarte con ese bagaje como recuerdo cuando tengas que decir adiós a alguien que lejos de hacerte feliz, de pronto un día, te aporta tristeza, rabia o malestar.

Por otra parte, a veces, también es necesario decir adiós al pasado. Es decir, romper las cadenas que nos atan al ayer para poder comprender que la verdadera sabiduría es práctica y que siempre se vive en forma de ahora. Despedirte de una realidad que te duele te aporta la posibilidad de dar la bienvenida a un mañana que tal vez te renueve por dentro como la aurora de la mañana. Pero nadie puede dar la bienvenida a una realidad si permanece atado a nivel emocional a una situación destructiva.

Sin duda, el ser humano debe de tomar conciencia de que no sólo debe de cuidarse a nivel corporal sino también a nivel emocional para poder ser feliz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *