El yoga es una disciplina que se asocia a personas mayores pero en realidad puede ser practicado por individuos de todas las edades incluso niños pequeños. No existe un yoga específico para niño sino que se adapta las rutinas a los más pequeños para que no se aburran y puedan seguir sin problemas los ejercicios.  Los niños a partir de los 3 años en adelante pueden practicar yoga sin ningún límite.

yogainfantil

Los beneficios del yoga para los niños son:

-ayuda a calmar el estrés, ansiedad en los pequeños

-ayuda a mantener la flexibilidad y elasticidad natural de su cuerpo

-les enseña a respirar correctamente

-ayuda a tratar trastornos como la hiperactividad

-lograr aprender buenas posturas en la columna

-mejora la concentración

-aprenden a manejar sus emociones

-estimula músculos, articulaciones y órganos del cuerpo

-mejora la autoestima

-mejorara el rendimiento intelectual

 

Las clases de yoga para niños usan el juego, la música y las posturas en grupo para que sean más divertidas.

Las clases para los chicos duran un poco menos que los adultos ya que tienen una menor capacidad de concentración.

Una buena clase de yoga para niños debe ser activa y divertida ya que es la mejor forma de mantener el interés y la atención de los pequeños.

El yoga para infantes es una alternativa a los deportes tradicionales ya que los niños trabajan todo el cuerpo pero además la mente y su espíritu. 

Seguramente si los padres practican yoga es más fácil que incentiven a los niños a hacerlo pero si conocen esta disciplina deberían acercarse a una clase infantil de yoga y observar, preguntar y de esta manera descubrirán todos sus beneficios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *