El nervio ciático es el nervio más largo y ancho del cuerpo. La ciática es la opresión o la inflamación del nervio ciático. Sufrir la ciática dejará a la persona incapacitada y con mucho dolor. El dolor es intenso aunque pocas veces es peligroso.

Para prevenirla se recomienda hacer ejercicio regularmente, no forzar la espalda al cargar peso, levantar objetos doblando las rodillas y elevarlos desde abajo con la espalda recta y nunca doblar la cadera.

Remedios naturales para la Ciática
– Corteza de sauce: en medio litro de agua introducir una corteza pequeña de sauce, hervir durante quince minutos. Colar y beber cada ocho horas. La salicina que contiene la corteza de sauce es un potente analgésico natural.

– Valeriana: tomar una infusión de valeriana diariamente. Este remedio es efectivo para la relajación de los músculos siempre y cuando la ciática sea provocada por contracciones musculares.

– Apio: lavar unas cuantas ramitas de apio y echarla junto con las hojas en agua hirviendo. Luego dejar a fuego lento hasta que el agua se coloree de verde. Tomar dos tazas al día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *