Tomar el sol es positivo en su justa medida, pero si se toma en exceso puede llevar a traer problemas en la piel. Por ello, recomendamos tomar el sol pero siempre con la protección correcta para evitar problemas. Hoy en día el sol es muy dañino para la piel, hace 20 años la piel necesitaba unas 6 horas para quemarse, pero hoy en día con sólo dos horas es suficiente. Por ello, es muy importante la fotoprotección.

cremasolar

Es conveniente que la crema solar se aplique 30 minutos antes de ir a la playa, la montaña o salir a pasear. El sol no solo incide cuando vamos a la playa, tambien cuando vamos por la calle paseando ya que el sol se refleja en el pavimento y nos da en la cara o en el cuerpo.

La crema solar debe tener un FPS (factor de protección solar) adecuado para tu tipo de piel, aunque estés bronceada y debes ponertela aunque esté nublado, ya que los rayos UVA llegan igualmente. Debes también saber que el sol se refleja con mayor intensidad sobre la arena blanca, en la montaña o en el agua, por ello en estas situaciones debes aumentar el FPS de la crema. E incluso debajo de una sombrilla debes ponerte protección porque el 35% de la radiación solar penetra a través de la sombrilla.

Hay 6 fototipos diferentes y según en el que estés deberás utilizar una u otra crema. Los 6 fototipos son:

  • Fototipo 1. Piel muy clara con ojos azules y pecas. Suelen ser personas pelirrojas. En este caso la piel siempre se quema y nunca se broncea. Se aconseja utilizar la crema de mayor FPS que exista en el mercado:  FPS 50+
  • Fototipo 2. Piel clara con ojos azules o claros. Suelen ser personas rubias o pelirrojas. En este caso la piel se quema y se broncea en muy baja medida. También necesitan un FPS 50+
  • Fototipo 3. Personas con la piel clara y los ojos y el pelo castaño. Es una piel que se broncea a veces pero que se quema facilmente. Se necesita una crema con un factor entre FPS30 y FPS50
  • Fototipo 4. Piel color arena con el pelo y ojos oscuros. Esta piel se pone morena con facilidad y ocasionalmente se quema. Se recomienda una FPS de 30 al principio y una crema de FPS20 cuando ya está la piel bronceada.
  • Fototipo 5. Piel muy morena, típica piel de la India o Sudamerica. Es una piel que se broncea muy facilmente y rara vez hay quemaduras. En estos casos una FPS 15 es suficiente
  • Fototipo 6. Piel negra. Esta piel nunca se quema, pero igualmente necesitan una FPS15 para evitar el daño solar.

También es importante destacar que debes protegerte bien tanto de rayos UVA, UVB e infrarrojos, por lo que la protección solar para que sea la adecuada debe protegerte correctamente de estos tipos de radiación, asegurate que en la etiqueta del producto se especifique la protección correcta de los diferentes tipos de radiaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *