Los ojos durante el verano pueden verse afectados por estar en piscinas o en el agua de mar. El cloro que se encuentra en el agua de las piscinas y la sal del agua de mar puede producir alteraciones en la salud ocular.

ojos

Los síntomas que pueden aparecer en nuestros ojos son:

-enrojecimiento

-sequedad ocular

-infecciones oculares

 

Es recomendable usar gafas de natación en las piscinas pero también en agua del mar. De esta manera se puede proteger a los ojos del cloro, bacterias, sal y arena.

Las personas que usan lentillas de contacto pueden usar los desechables pero además usar gafas de natación para evitar infecciones en los ojos.

Este tipo de recomendaciones aplica tanto para adultos como para niños.

Es importante cuidar los ojos del sol pero también cuando estamos en el agua para evitar problemas en los ojos.

Si se van a practicar deportes en el agua también se debería utilizar gafas de natación.

No es demasiado difícil cuidar nuestros ojos durante el verano pero a veces hay que incorporar nuevos hábitos que al principio resulta difícil.

La vista es muy importante por eso debemos hacer todo lo posible para conservarla y prevenir afecciones en los ojos.

A veces una simple infección puede alterar la salud ocular y arruinar las vacaciones por el malestar que se siente.

Si tenemos dudas sobre cómo cuidar nuestros ojos en especial si padecemos alguna patología oftalmológica debemos consultar a nuestro médico que él nos orientara adecuadamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *