Si tiene dificultades para recordar las dosis de sus medicamentos o se olvida de las tomas, aquí tiene unos consejos que le pueden ayudar.

Recordatorios

Coloque los medicamentos, (o en su caso un papel con un recordatorio si hay niños en la casa ) en lugares estratégicos que frecuente con asiduidad,  por ejemplo cerca del cepillo de dientes, sobre la mesa del comedor o mediante una nota pegada en el espejo del cuarto de baño. Tambien son buenos lugares la puerta del frigorífico, cerca de la cafetera o en el marco de la televisión.

pastillero

Cree una rutina

Busque un vínculo que conecte la toma del medicamento o medicamentos con alguna actividad representativa o que le agrade. Por ejemplo las horas de las comidas u otros momentos como el aseo, el vestido o un programa favorito de la televisión.

Si tienen que recordarlo en determinados días o sufre los olvidos durante el fin de semana, trate de asociarlo a actividades específicas de esos días.

 

Use un calendario específico

Realice una tabla donde aparezcan cada uno de los medicamentos que está tomando, el momento en que debe hacerlo y la cantidad. Cada vez que los tome apúntelo. Preste atención a los olvidos y vea si puede relacionarlos con algún hecho.

 

Caja de clasificación

Puede comprar un pastillero clasificador o confeccionar uno utilizando un embalaje de huevos rellenando los medicamentos indicados para cada día y renovándolo cada semana. Este sistema previene las repeticiones y nos informa claramente de los olvidos.

 

Use un reloj con alarma 

Que le avise que ha llegado el momento de la toma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *