Las visitas programadas al médico para prevenir enfermedades o mitigar los efectos son muy eficaces en las personas mayores. A continuación hacemos un resumen de los controles de salud más habituales para ellos.

chequeo

Hipertensión.

  • Si no es hipertenso, debe tomarse la tensión arterial al menos una vez al año. Las cifras deben estar por debajo de 135/85 mm/Hg.
  • Si ya es hipertenso debe seguir los controles que haya marcado su médico.

 

Dislipemia

  • Se trata de alteraciones de los niveles de grasas en la sangre.
  • Si tiene riesgo vascular  porque presenta hipertensión, diabetes, obesidad, o tabaquismo o incluso enfermedades isquémicas como infarto, angina de pecho, tombosis, etc… debe realizar al menos un análisis de forma anual de los niveles de colesterol.
  • Los valores deben ser menores de 130 mg/dl para el colesterol malo (LDL) y menor de 200 mg/dl para triglicéridos.
  • Si no tiene factores de riesgo no es necesario este control
  • Obesidad y desnutrición.

Al menos una vez al año debe hacer una medición de talla y peso para obtener el índice de Masa corporal (IMC). Un resultado por debajo de 18,5 significa desnutrición y por encima de 25 sobrepeso. Cuando supera la cifra de 30 se trata de trastorno de obesidad.

 

Visión y audición

  • Acudir al oftalmólogo una vez al año para realizar un examen de agudeza visual y tensión ocular.
  • Si detecta una pérdida de audición debe visitar al médico. El uso de un audífono facilita la vida de las personas mayores y, al contrario de lo que suelen pensar, la adaptación se realiza con éxito a pesar de la edad.

1 comentario

  1. Angomol

    11 Octubre, 2014 a 19:08

    Yo añadiría el ácido úrico,y el PSA ,para los hombres ,ya que la próstata es un punto débil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *