En el 19º Congreso Nacional del Capítulo Español de Flebología en Granada. La trombosis venosa es una patología menos frecuente en los niños que en los adultos. Aún así, afecta cada año a aproximadamente uno de cada cien mil niños, sobre todo a recién nacidos y adolescentes. Sobre este tema diserto el doctor Julio Romero González, pediatra del Hospital Universitario Virgen de las Nieves, en una charla titulada“Problemática especial del diagnóstico y tratamiento de la Enfermedad Tromboembólica Venosa (ETEV) en la edad pediátrica” celebrada durante el 19º Congreso Nacional del Capítulo Español de Flebología que tuvo lugar del 7 al 9 de abril en el Hotel Abade Nevada Palace de Granada. Este tipo de enfermedad “se manifiesta en forma de cuadros agudos, algunos de ellos con elevada mortalidad, de los que en ocasiones quedan secuelas crónicas en los supervivientes”, explico el experto.

11CEF_251

Además advirtió de que “debido a su baja frecuencia, son escasos los estudios para testar la eficacia de los diferentes tratamientos propuestos, por lo que las recomendaciones suelen estar basadas en extrapolaciones de los tratamientos que se aplican en adultos”. Respecto a las medidas preventivas, “las tres principales son: restringir al mínimo el uso de catéteres venosos centrales, hacer un uso cuidadoso de los mismos cuando son necesarios, y la anticoagulación profiláctica en pacientes muy seleccionados”, indicó el Dr. Romero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *