El objetivo de este estudio fue investigar el impacto de los carotenoides de xantofila ácidos grasos omega-3 en la progresión de la enfermedad en pacientes con enfermedad de Alzheimer, y para ello se realizaron tres experimentos con 2 tipos de formulaciones.

Ensayos 1 y 2 (realizados en pacientes con enfermedad de Alzheimer durante un período de 18 meses): 12 pacientes se suplementaron con la formulación 1, y 13 pacientes se suplementaron con la formulación 2 respectivamente.

Formulación 1 (luteína: meso-zeaxantina :zeaxantina 10: 10: 2 mg/día) y Formulación 2 (luteína: meso-zeaxantina: zeaxantina 10: 10: 2 mg/día más 1 g/día de aceite de pescado que contiene 430 mg de DHA y 90 mg de EPA), respectivamente.

Ensayo 3 (realizados en sujetos sin EA (grupo control)): 15 sujetos se suplementaron durante 6 meses con la formulación 1.

Los aumentos de la concentración de carotenoides de xantofila fueron significativamente mayores para la Formulación 2 que para la Formulación 1 (p <0,05), y la progresión de la EA fue menor para este grupo (p = 0,003).

La xantofila o xantófila es un pigmento fotosintético secundario que pertenece al grupo de los carotenoides.

El término xantofila palabra procede del griego y se forma con los términos ξανθος(xantos, ‘rubio’, ‘amarillo’) y φυλλο (phyllon, ‘hoja’).

El pigmento xantofila son fuente de las vitaminas A y E, las cuales tienen propiedades antioxidante. Algunas de las fuentes naturales de la xantofila son el achiote, el maíz, la col, la alfalfa, el alga chlorella sp., el chile, la paprika española y la flor de cempasúchil.

2 COMENTARIOS

  1. Solo soy una persona que valora mucho vuestro trabajo, seguramente serán bases de un proyecto, me imagino, mucho más grande.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here