Muchas personas eligen seguir una dieta sin gluten aunque no sean diagnosticados como celiacos. Una de las razones por las cuales las personas sin padecer de celiaquía eligen este tipo de dieta es porque pueden bajan de peso. Ya que las harinas tanto en pastas como en bollería suelen tener un alto nivel de calorías.

dieta sin gluten

Pero las personas no celiacas que siguen una dieta sin gluten se exponen a tener algunas deficiencias nutricionales como la anemia u otras.

Lo que se recomienda es seguir una dieta baja en gluten para adelgazar pero no eliminar totalmente las harinas y cereales en base a trigo, cebada, centeno y avena. Ya que estos alimentos aportan energía y nutrientes que consumidos en forma moderada ayudan a cuidar la salud.

Lo más aconsejable es consumir cereales y harinas integrales y no los refinados que son los que más engordan y generan malestares en la salud aunque no se sea celiaco.

Otra opción es por ejemplo dejar de comer alimentos por gluten por 1 semana y luego retomar su consumo moderado la otra semana. De esta manera se puede bajar algo de peso pero si eliminar totalmente los alimentos con gluten.

Las dietas sin gluten para no celiacos están de moda pero no son recomendadas sin una prescripción médica ya que puede traer algunas complicaciones en la nutrición de quien la sigue.

Las personas celiacas están obligadas a seguir una dieta estricta sin gluten debido a las reacciones físicas de intolerancia que tienen pero este tipo de régimen no resulta lo más saludable para todas las demás personas.

Siempre se debe consultar al médico antes de hacer cambios drásticos en nuestra dieta para evitar efectos negativos en la salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *