Muchas mujeres jóvenes no reconocen una reciente ganancia de peso, y la percepción propia de la ganancia de peso parece ser significativamente influenciada por la etnia y los métodos de control de la natalidad, según un nuevo estudio.

Estos hallazgos son importantes porque la ganancia de peso aumenta el riesgo de enfermedades cardiovasculares y otros problemas de salud relacionados con la obesidad.

Investigadores encuestaron a 466 mujeres, con una edad promedio de 25 años, sobre su peso y otras medidas de salud cada 6 meses por un período de 3 años. Cerca de un tercio de las mujeres no reconocía una ganancia de peso de 2 kilos en un período de 6 meses, y cerca de un cuarto no reconocía una ganancia de 4 kilos.

Las más propensas a reconocer su ganancia de peso eran las mujeres negras y aquellas que utilizaban como método anticonceptivo inyecciones con hormonas.

Los investigadores alegaron encontrarse sorprendidos al hallar que la etnia es un determinante del reconocimiento del aumento de peso, vaticinadores que nunca antes han sido reportados.

Más investigación es necesaria para explorar el encale entre la etnia y la percepción del peso.

Uno de los investigadores comentó que el hecho de que las mujeres que utilizan las inyecciones con hormonas como método anticonceptivo sean más propensas a reconocer un aumento de peso podría deberse al hecho de que esta forma de control de natalidad ha sido ampliamente reportada en asociación a una ganancia de peso. Esto puede hacer que las que utilizan este método anticonceptivo estén más atentas a monitorear su peso. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *