¿Podría el matrimonio, o un compañero estable, ser una de las claves para una vida más larga? Según una nueva investigación, no tener una pareja permanente, o un cónyuge, durante la etapa de mediana edad está vinculado a un mayor riesgo de muerte prematura.

El-matrimonio-podria-ayudar-a-no-acortar-la-vida
Por lo general, se espera una supervivencia a través de la mediana edad para convertirse en personas de edad avanzada; por lo tanto, comprender quiénes no sobreviven para convertirse en personas de edad avanzada y por qué, es importante.
Los investigadores del nuevo estudio examinaron el efecto de un historial del matrimonio y el momento del mismo sobre la mortalidad prematura durante la mediana edad.
También estuvieron interesados ​​en probar la función de la personalidad pre-marital y cuantificar el papel que cumple el comportamiento sobre la salud.

Según los resultados del estudio, ser soltero, o la pérdida de un compañero sin poder volver a formar pareja, aumenta el riesgo de muerte prematura en la etapa de la mediana edad y reduce la probabilidad de que una persona sobreviva hasta ser anciana.
Aun cuando la personalidad y las conductas de riesgo fueron tenidas en cuenta, el estado civil siguió teniendo un gran impacto en la supervivencia.

Los autores concluyeron que sus resultados sugieren que la atención a este tipo de patrones culturales se está volviendo cada vez más importante para poder predecir ciertas cuestiones.
Estos patrones parecen proporcionar diferentes niveles de apoyo social, emocional y funcional, que ha demostrado estar relacionado con la mortalidad. Los vínculos sociales durante la mitad de la vida son importantes para ayudarnos a entender la mortalidad prematura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *