Tomar un fármaco llamado naltrexona (ReVia) cuando se deja de fumar podría ayudar a las mujeres a mantener a raya ese temido aumento de peso, según una nueva investigación.

Investigadores analizaron dos estudios anteriores que comparaban las tasas de abandono y el aumento de peso entre los grandes fumadores que recibieron naltrexona – un medicamento utilizado para tratar la adicción – o un placebo inactivo, junto con un parche de nicotina y asesoramiento semanal para intentar dejar de fumar.
Aunque los grupos que tomaron naltrexona tuvieron mayores tasas de abandono al final de las cuatro y seis semanas de tratamientos, no eran más propensos a mantener la abstinencia a los doce meses.

revia

 

Pero las mujeres que tomaron naltrexona ganaron significativamente menos peso a los seis y doce meses después de dejar de fumar que las mujeres que recibieron el placebo, según el estudio. Sin embargo, esta diferencia no se observó en los hombres.
El aumento de peso es un tema crucial para las personas, especialmente las mujeres que tienen la presión social y pueden estar más descontentas con su cuerpo.
Incluso si la naltrexona no ayuda a las tasas de abandono, si se pudiera romper la barrera del aumento de peso, podría haber un impacto importante.

Más del 80% de las personas que dejan de fumar ganan peso, y el aumento de peso promedio es de entre cinco y cuatro kg, de acuerdo con el estudio. Sin embargo, hasta un cuarto de los que dejan de fumar ganan más de 4 kg.
Las personas que quieren dejar de fumar y están preocupadas por aumentar de peso deberían hablar con su médico acerca de la naltrexona.

1 comentario

  1. Begoña Selas

    25 Marzo, 2013 a 23:31

    Me gusta mucho este blog. Creo que puede servirme de mucha ayuda por los consejos y detalles . Muchas gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *