Se denomina hambre hedonista a las ganas de comer alimentos dulces o con altos niveles de azúcar. El hambre hedonista es una necesidad inevitable y compulsiva de comer azúcar que siente la persona. La persona no tiene hambre sino que el comer le da placer.

hambrehedonista

Estas ganas aparecen al ver, oler o pensar en ciertos alimentos dulces que activan el deseo por el azúcar.

Los alimentos dulces activan circuitos neuronales que son los que provocan la necesidad de comer algo dulce.

Cualquier persona puede tener hambre hedonista pero las personas con obesidad y los deportistas son los más propensos a sufrir hambre hedonista.

 

Las consecuencias en la salud del hambre hedonista son:

-sobrepeso u obesidad

-diabetes

-problemas de corazón

-colesterol alto

 

Se debe tratar de controlar el hambre hedonista para evitar consecuencias negativas en la salud por el consumo excesivo de azúcar.

Es vital mantener el centro de placer lo menos estimulado para de esta manera no caer en la tentación de comer tantos alimentos dulces.

Para poder controlar el hambre hedonista hay que evitar exponerse al aroma y a la cercanía con alimentos dulces hasta que se pueda controlar la compulsión.

El tratamiento psicológico es el mejor tratamiento para poder aprender a controlar el impulso de comer no por apetito sino por placer.

Se puede superar el hambre hedonista pero puede llevar un poco de tiempo. Es importante no creer que esta compulsión sea algo menor porque consumir demasiada azúcar es realmente dañino para el cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *