Hipoplasia es un defecto que afecta al esmalte de los dientes. La carencia de esmalte puede ser permanente o temporal.

Esta afección dental se distingue porque aparecen manchas de color blancas o marrones y la superficie del diente es más áspera de lo normal.

Esta patología suele afectar a niños menores de 3 años principalmente.

Hipoplasia dientes

Las causas que pueden desencadenar la hipoplasia en los dientes son:

-infección en la boca

-trauma en alguna parte de la boca

-haber padecido enfermedades como viruela, escarlatina o sarampión

-razones genéticas

-niños que fueron prematuros

-personas que padecen sífilis

-carencias nutricionales

Los individuos que padecen de hipoplasia son más propensos a tener caries que el resto de los niños.

El esmalte antes de los 3 años aún no está totalmente calcificado por eso es más débil y propenso a sufrir daño si hay algún trauma o problema que lo afecte negativamente.

Con el paso de los años el esmalte de los dientes se vuelve más resistente a todo tipo de elementos.

En la mayoría de los casos se puede restaurar el esmalte dañado. Pero se requiere de un tratamiento odontológico, una adecuada higiene y tratamiento de flúor para logra mejorar esta condición.

Es importante que la persona si observa en sus hijos o en sí mismo algún cambio en algún diente acuda al dentista para que evalúe el problema.

Gran parte de las patologías dentales se pueden tratar y mejorar de manera total sin que esto afecte la salud bucal ni altere la estética de la dentadura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *