Un estudio apuesta por este procedimiento más barato y más fácil de implementar.  La edición online de The Lancet ha publicado los prometedores hallazgos de un ensayo clínico aleatorizado de equivalencia realizado a nivel comunitario, llevado a cabo por las autoridades de salud pública de México para evaluar la determinación del ADN del virus del Papiloma Humano (VPH) con toma a domicilio frente a la citología (estudio de las células), basada en la prueba de Papanicolau.

El estudio muestra que la sensibilidad relativa de la prueba molecular del VPH es 3,4 veces superior al de la citología. Además, detecta 4,2 veces más cánceres invasivos. Este estudio sobre la toma domiciliaria de muestras refuerza las evidencias anteriores en cuanto a que la auto-toma de muestras puede incrementar la tasa de cobertura de los programas preventivos de cribado de cáncer de cuello de útero, especialmente en regiones marginales y países poco desarrollados. El estudio ha sido realizado por el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP) de México y QIAGEN.

“La prueba de VPH es más barata, más fácil de implementar y tiene un índice menor de resultados falsos-negativos que la citología. El análisis de muestras con auto-toma supone un incremento de la cobertura poblacional que se puede alcanzar y de la aceptabilidad”, indica el autor principal del estudio, el Dr. Eduardo Lazcano Ponce, profesor del Centro Investigación en Salud Poblacional del INSP en Morelos (México).

El ensayo clínico incluyó a 25.061 mujeres de un nivel socioeconómico bajo con edades comprendidas entre los 26 y los 65 años y pertenecientes a 540 comunidades rurales en Morelos, Guerrero y Ciudad de México. La población se asignó aleatoriamente para la prueba del test del ADN del VPH en muestras vaginales procedentes de la auto-toma domiciliaria, o para realizar una citología cervical en el centro médico más cercano. Ocho enfermeras comunitarias visitaron a las mujeres que iban a realizar la auto-toma para enseñarles a usar sistema de muestras cervicales digene, un cepillo con forma cónica para recoger la muestra. El estudio utilizó la prueba digene del VPH basada en la tecnología de Captura de Híbridos, que está considerada como la prueba estándar de referencia para la detección del VPH y que ha sido validada clínicamente en diferentes ensayos clínicos incluyendo más de un millón de mujeres en todo el mundo. El objetivo principal de valoración fueron las lesiones CIN2 o superiores, detectadas por colposcopia. Cualquier mujer que tuviera un resultado positivo en cualquier de las pruebas fue remitida a colposcopia.

1 comentario

  1. clara malbran

    10 Diciembre, 2011 a 21:38

    Es la primer noticia que tengo de este sistema de diagnostico.Por que no se da a conocer de manera masiva.?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *