El agua es el elemento predominante en el cuerpo humano. Todas las funciones corporales necesitan de un aporte primario de líquido para poder efectuarse de manera adecuada (lo que garantiza el equilibrio u homeostasis). Si bien el cuerpo puede tener una buena hidratación con cualquier tipo de agua (siempre y cuando no se trate de agua contaminada, lo que puede acarrear algunos problemas de salud), lo ideal es suministrarle agua mineral.

aguaminerall

Se denomina agua mineral a todas las aguas envasadas en fuentes naturales (como manantiales) con un aporte de minerales esenciales adecuado para el cuerpo humano (tienen bajos porcentajes de cloro, flúor y no poseen trazas de metales pesados tóxicos para el organismo. Por lo demás, tienen calcio y hierro en cantidades pequeñas).

Al momento de adquirir agua mineral es importante tener en cuenta el envase contenedor. Los envases más recomendables para el consumo de agua mineral son los que están fabricados en vidrio. El vidrio es un material ecológico que, a diferencia de otros materiales —como el plástico, el PVC, etc. — no es poroso ni contamina el agua con trazas de componentes químicos propios de dicho material. Un envase de vidrio, además, es reciclable. La marca del agua mineral que elijamos para nuestro consumo diario debería ir variando (cada dos o tres semanas) para no acostumbrar al organismo a un solo tipo de agua mineral.

Siempre se recomienda beber el agua mineral a una temperatura templada. No es conveniente tomar agua mineral demasiado fría (por debajo de lo 15o), dado que es potencialmente irritante para las mucosas de la garganta y no puede ser bien aprovechada. Al beber agua mineral es importante asegurarnos de cumplir con las cantidades diarias recomendadas (no menos de dos litros al día, e idealmente 2.5 ó 3 litros).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *