Un informe de Balance de la contaminación del aire en el Estado español durante 2009 de  Ecologistas en Acción denuncia que 16.000 personas mueren al año en España por culpa de la contaminación, ya que casi 4 de cada 5 españoles (un 79% de la población) respira aire perjudicial para su salud, que es aire que supera los índices de protección a la salud recomendada por la Organización Mundial de la Salud. Incluso un 14%, que es la no despreciable cantidad de 6,6 millones de personas, superan los límites de contaminación máximos marcados por la legislación.

2._LA_CIUDAD_VIVA_STEPIENYBARNO_trafico_en_madrid_efec_500_P_X_1

La principal fuente contaminadora del aire que se respira es el tráfico que hay en las zonas metropolitanas, aunque ha mejorado en los últimos años, principalmente por la crisis económicas y no por medidas planificadas contra la contaminación, principalmente ya que debido a la falta de trabajo hay menores movilidades en coche.

Los datos que se han utilizado en este estudio vienen de los que facilitan las Administraciones autonómicas en base a sus redes de medición de la contaminación. Entre las zonas con peor calidad del aire nos encontramos con las más importantes en cuanto a núcleos de población que son Madrid, Barcelona, Bilbao y Valencia; además de grandes polígonos industriales donde hay mucho contaminante por fábricas y desplazamientos en coche.

Desde Ecologistas en Acción, que hace el estudio, buscan el fomento de la movilidad urbana, la construcción de menos autovías y creación de carriles bus-vao, reducción de la velocidad de los coches (medida que veo menos probable ya que bajar de 120 a 90 km en autopista o a 30 km en zonas residenciales, entre otras, supondría una medida muy drástica), fomentar la movilidad urbana sostenible donde son principales protagonistas la bicicleta y el peatón, y campañas de sensibilización e información a los ciudadanos para conseguir respirar un aire más puro, ya que cada día son las personas más afectadas por la contaminación del ambiente.

Medidas y campañas de sensibilización podrían ser las soluciones para salir de esta situación en que la gran mayoría de las personas respiran aire contaminado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *