Existen muchos tipos de medicina diferente a nivel espiritual ya que el ser humano no sólo necesita remedios para afrontar el dolor físico sino también, para poder estar bien a nivel anímico. En este sentido, el cariño y el amor es uno de los regalos más importantes que tiene un ser humano desde que nace hasta que muere. Existen diferentes tipos de relaciones: amor, amistad, pareja, familia… Sin embargo, uno de los vínculos más importantes es el que establece cualquier madre con su hijo.

19ca0d9madre437p

Un amor que no sólo es esencial durante la infancia y los primeros meses de vida del niño sino también, en la etapa adulta de cualquier hijo. Por ejemplo, la mayoría de los hijos cuando están en un momento de dificultad encuentran alivio y consuelo gracias al apoyo y la compañía de una madre que es generosa al extremo y siempre está presente en cualquier circunstancia. De hecho, una madre perdona siempre los errores de su hijo. Le acompaña y le ayuda a crecer interiormente.

El cariño de una madre es tan importante, que incluso, estando lejos de casa, es muy positivo escuchar la voz de la madre a través del hilo telefónico. La voz fomenta el recuerdo y produce una serie de sensaciones en el cerebro ya que a través de la voz vienen a la memoria determinadas situaciones.

La madre es una de las personas más importantes de la vida tanto es así, que aquellos niños que perdieron a su madre en la infancia pueden sufrir carencias afectivas en la edad adulta ya que el referente materno es un verdadero regalo a lo largo de la vida. Tanto es así, que la muerte de una madre produce un enorme vacío y sufrimiento. Por eso, conviene disfrutar del presente, hacer planes familiares y cuidar con pequeños gestos y detalles a una madre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *