Mucho se ha hablado de los beneficios que tiene para la salud consumir un poco de alcohol. De hecho, las recomendaciones más comunes incluyen tomar una copa de vino tinto todos los días. Una copa significa cuatro onzas, no más de esto.

alcohol-jpg

Según estudios, aunque existe alguna evidencia de que en las personas que beben moderadamente aumenta el nivel del colesterol HDL, o colesterol bueno, lo cual tiene efectos secundarios beneficiosos en el sistema cardiovascular completo, no sólo el corazón, la realidad es que, sin moderación, la bebida, incluyendo el beneficioso vino tinto, puede causar serios problemas a la salud.

La intoxicación por alcohol genera alteración del nivel de conciencia, donde se observan cambios de conducta y de personalidad, debidos a que se altera el delicado balance de los neurotransmisores cerebrales. Esto hace que las reacciones sean más lentas o que se sienta más sueño de lo común. Los cambios de conducta y personalidad pueden ser abruptos, e incluyen: depresión, agitación, pérdida de memoria y hasta convulsiones.

En algunos casos, el beber puede ocasionar arritmias cardiacas (fibrilación atrial, taquicardia) en la cual se debilita el músculo cardíaco y muestra síntomas como: dificultad para respirar, latidos irregulares y otros que pueden causar fallo cardíaco. A nivel del hígado, pueden desarrollar hígado graso, que es una de las primeras condiciones que se desarrollan en los bebedores habituales. En ésta el exceso de grasa impide que el hígado funciones adecuadamente, haciéndolo más vulnerable a desarrollar inflamaciones como la hepatitis, entre otras complicaciones.

Si se combina alcohol con opiáceos, como la morfina y la heroína, o ansiolíticos, los efectos son más fuertes, se altera más el nivel de conciencia y los síntomas de retirada son peores. Si bien los beneficios de un consumo moderado son ciertos, es recomendable controlarlo para no degenerar en una adicción.

2 comentarios

  1. Alfredo

    17 Octubre, 2011 a 21:46

    sin duda alguna el mejor consejo de salud es la moderación, ya que todo en exceso es malo. sin embargo, es importante estar consciente de los efectos que producen los excesos, para esos momentos que nos dejamos llevar. no hay nada malo en pasar un rato agradable, siempre y cuando no se nos vaya de las manos.

  2. Carlos

    16 Octubre, 2012 a 19:02

    El abuso de alcohol de forma continuada produce enfermedades. La polineuritis es una de ellas y consiste en la perdida de la capa de mielina que cubre el sistema nervioso central y periferico a causa de una desmineralizacion. La solucion para frenar esta destruccion de la mielina es mineralizarse a base de la ingesta de vitaminas B1,B6,B12,acido folico,cianocobalamina. Pero la pregunta del millon es que podemos hacer para regenerar la mielina perdida. He leido por algun sitio que el cartilago de tiburon e incluso la marihuana, tienen capacidades regenerativas. Me gustaria saber su opinion a este respecto y si conocen algun medicamento natural que regenere mielina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *