La acción beneficiosa de los  Omega-3 para prevenir problemas cardiovasculares se explica por su acción antiinflamatoria natural. Sin querer substituir a los medicamentos, es muy posible que un aporte en  Omega-3 (superior o igual al aporte aconsejado para las personas con buena salud) pueda dar un empujón a las numerosas afecciones que se manifiestan en síntomas inflamatorios.

healthaid_omega3_30cap

La inflamación es un mecanismo de defensa del organismo frente a una agresión: infección, traumatismo, estrés oxidativo… Se acompaña de manera evidente por numerosas afecciones, gripe, bronquitis, tendinitis, crisis reumáticas… que se traducen por enrojecimiento, sensación de calor e hinchazón.

Pero también está presente de manera más insidiosa ante ciertas enfermedades crónicas, como la aterosclerosis (alteración de las arterias), obesidad, o depresión. La inflamación puedes ser confirmada biológicamente gracias a un análisis de sangre, que muestra por ejemplo un aumento de la proteína reactiva C (CRP) o de ciertos glóbulos blancos.

La transformación de los  Omega-3 en antiinflamatorios

Consumimos 3 tipos de  Omega-3: el ácido alfa linolénico (ALA) abundante en ciertos aceites (colza, nuez, soja), ácido eicosapentaenoico (EPA) y el ácido docosahexaenoico (DHA), fabricados en pequeñas proporciones por el organismo a partir del ALA, y directamente presentes en los pescados grasos (salmón, sardina…).

El EPA y el ALA pueden ser transformados por el organismo en diversos compuestos, que tienen ciertas propiedades antiinflamatorias. De forma contraria, los derivados producidos por el organismo a partir de los Omega-6 (concentrados en el aceite de girasol, o en las pepitas de las uvas, incluso en algunos alimentos animales como la carne), tienen la mayoría una acción proinflamatoria.

1 comentario

  1. Fernando

    14 julio, 2013 a 17:06

    Consumo omega 3 desde hace 3 meses, hoy leí un artículo en el periódico el tiempo en el que dicen textualmente: Que “Científicos estadounidenses confirmaron que los hombres que consumen suplementos d Omega 3 tienen 71% más de posibilidades de desarrollar cáncer de próstata”. Eso me preocupa sobremanera, ya que estoy consumiendo dicho suplemento…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *