Los investigadores han descubierto que la adición de la lovastatina, una droga ampliamente utilizada para reducir el colesterol, a un tratamiento antipalúdico tradicional disminuyó la neuroinflamación y protegió contra el deterioro cognitivo de la malaria cerebral en un modelo de ratón.
Aunque existen diferencias entre los modelos de ratón de la malaria cerebral y la enfermedad humana, estos nuevos hallazgos indican que las estatinas son dignas de consideración en los ensayos clínicos de malaria cerebral.

malaria

 

La malaria, una infección parasitaria que se transmite a los humanos por la hembra del mosquito Anopheles, es una de las principales enfermedades infecciosas en todo el mundo. La malaria cerebral es una complicación neurológica grave, potencialmente fatal, de la infección por el parásito Plasmodium falciparum. Los estudios de niños con malaria cerebral muestran que los déficits cognitivos, como pérdida de la memoria, el aprendizaje, el lenguaje y las habilidades matemáticas, persisten en muchos sobrevivientes después de que la propia infección se ha curado.

Más de 500.000 niños desarrollan la malaria cerebral cada año en el África subsahariana, y la disfunción cognitiva persistente en los supervivientes no sólo es un importante problema de salud pública, sino también una importante carga socioeconómica, según dice Guy Zimmerman MD, director asociado de investigación en el Departamento de Medicina de la Universidad de Utah y co-autor del estudio. Existe una necesidad médica urgente y no satisfecha de terapias para tratar o prevenir el deterioro cognitivo en la malaria cerebral.

Las estatinas, una clase de fármacos mejor conocidos por su capacidad para reducir el colesterol, también han demostrado ser activos en la modulación de una variedad de respuestas del sistema inmune.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *