Unas uñas mordidas van más allá del problema estético que pueden representar a simple vista. Muchos especialistas asocian esta acción completamente involuntaria a personas que sufren ansiedad, depresión o incluso  angustia. A este problema se le llama onicofagia.

mordersseunas

Se calcula que casi la mitad de los niños y un 10% de personas adultas se muerden las uñas, una situación que no se corrige con prohibiciones sino con la instauración de una sencillas pautas de comportamiento.

Para muchas  de estas personas el morderse las uñas empieza como una manera de distraerse y acabar con la ansiedad que sufren en un momento determinado. A medida que pasa el tiempo esta acción se convierte en un acto reflejo inconsciente y automático que es cada vez más difícil de dejar.

La onicofagia tiene a su vez consecuencias que van más allá de la estética. El comerse continuamente las uñas puede causar problemas en su crecimiento e incluso pequeñas heridas inflamadas y dolorosas en el dedo. También es verdad que se ha demostrado que una cuarta parte de las personas que  tienen dolor en ciertas articulaciones de la mandíbula se muerden las uñas. Igualmente este problema puede provocar alteraciones en los dientes por el continuo movimiento del incisivo superior contra el inferior.

Solucionar la onicofagia no es fácil. Hay que tener en cuenta que es un problema de origen nervioso, con lo que si se presiona demasiado a quien la sufre solo se consigue  el efecto  contrario. Hay que conseguir que la persona afectada entienda el problema e intentar recurrir a algunos sustitutos  en momentos de tensión, como comer chicle o mantener las manos ocupadas llevando en ellas por ejemplo una pequeña pelota. También resulta efectivo en los adultos hacerse la manicura con una capa de esmalte que ayude a evitar tentaciones.

6 comentarios

  1. sofi

    14 Septiembre, 2012 a 9:27

    Yo llevó muchos años mordiendome las uñas y tengo 38años, me veo incapaz de dejar de hacerlo. Cuando lo hago es viendo la TV, será una superación cuando consiga dejar de hacerlo.

  2. Maria Engracia

    14 Septiembre, 2012 a 13:21

    Tengo 42 años y desde siempre me he mordido las uñas,hay veces que consisgo dejarmelas un poco mas largas pero no mucho tiempo, empiezo poco a poco hasta que acabo comiendomelas no se si habra alguna solución aunque se que es muy dificil aunque lo he intentado y los dedos tambien se deforman un saludo

  3. luis fernando

    15 Septiembre, 2012 a 7:37

    tengo una bb de 4 años y ella me dicen que sufre de sudoracion nocturna que puedo hacer para ello, pues siempre hay que cambiarla asta 3 veces en la noche.
    gracias por la respuesta que me puedas dar

  4. marimar

    17 Septiembre, 2012 a 5:29

    lo de morderse las uñas , en una ocasion un naturopata me dijo , ke era un trauma por falta de amor de padre …. cierto en mi caso .

  5. mari

    17 Septiembre, 2012 a 9:24

    yo tengo un hijo de 14 años que aun se chupa el dedo ¿que puedo hacer he probado de todo?

  6. ALICIA

    30 Septiembre, 2012 a 21:33

    Yo desde muy niña me muerdo las uñas, hoy que soy adulto mayor ya no las muerdo. Pero mi hija que ya tiene 27 años, empezó este problema ya cuando entró a la secundaria y hoy profesional lo sigue haciendo, si es por depresión y nervios. soy consciente de esto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *