El óxido nítrico (NO) es una sustancia tóxica para las células. Es un compuesto lábil, cuya duración en el organismo no excede de 6 a 8 segundos, fácilmente convertidos en nitratos y nitritos. A pesar de estas propiedades, aparentemente con el ejercicio de funciones fisiológicas importantes, numerosas evidencias indican que el óxido nítrico participa como mensajero químico en el sistema nervioso y otros tejidos.

oxidonitrico

En diversas células, entre ellas neuronas de algunas regiones del cerebro y cerebelo, se ha demostrado la existencia de óxido nítrico sintasa, que cataliza la conversión de arginina en óxido nítrico y citrulina.

Si bien el óxido nítrico no es un neurotransmisor en el sentido clásico, se comporta como importante modulador en algunas sinapsis del sistema nervioso central, siendo, por ejemplo, un intermediario en la transmisión del estímulo entre el glutamato y uno de sus receptores llamado NMDA.

También se ha propuesto al óxido nítrico como mediador químico en procesos de memoria y aprendizaje. La facilidad con la cual la pequeña molécula del NO atraviesa las membranas celulares le permitiría actuar como eficiente “mensajero retrógrado” en el fenómeno de potenciación a largo plazo, principal mecanismo de almacenamiento de memoria.

En los accidentes cerebrovasculares, la hipoxia produce una descarga exagerada de glutamato en neuronas del cerebro y, en consecuencia, gran aumento en la generación de NO, el cual se difunde al exterior de la neurona de origen y ejerce efectos tóxicos sobre células vecinas. Se estima que el daño cerebral en esos casos se debe predominantemente al óxido nítrico, cuya acción nociva se acentúa al actuar sobre células estresadas por la hipoxia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *