Durante los últimos años los casos de esterilidad masculina han aumentado. Otro de los déficits observados es la baja calidad del esperma. Los factores causantes del trastorno, según los especialistas se deben a varios factores:

  • Malos hábitos de salud, tanto tóxicos como alimenticios.
  • Agentes contaminantes del entorno
  • Vida sedentaria

Causas tradicionales de esterilidad masculina 

  • Trastornos de la eyaculación
  • Problemas hormonales
  • Anomalías genéticas
  • Infecciones del aparato genital
  • Alteraciones en la composición de los espermatozoides

seminograma

 

Cómo se detecta la esterilidad masculina

En primer lugar, el especialista deberá descartar enfermedades tales como sida o hepatitis por medio de un análisis de sangre o una serología.

 

Un seminograma básico permite hacer una valoración tanto del volumen eyaculado, como del número de espermatozoides y su forma o nivel de movilidad.

 

El andrólogo realiza un cuestionario y exploración previa, valorando los riesgos de infertilidad debido a actividad laboral, contacto con sustancias tóxicas, etc… También deberá descartar problemas físicos referentes al deformidades o varices testiculares.

 

También puede recurrirse al test de capacitación espermática o análisis hormonales donde a través de la sangre se analizan, entre otros, los valores de prolactina que afecta a funciones relacionadas con la libido, la próstata, las vesículas seminales o los testículos.

 

La prueba de fragmentación del ADN espermático, permite conocer, por ejemplo, el porcentaje de fragmentación del esperma causado por infecciones, que puede revertirse mediante antibióticos.

Para detectar alteraciones cromosómicas en los espermatozoides, se utiliza la prueba de FISH.

 

Cuando los tratamientos, ya sean farmacológicos, hormonales o intervenciones quirúrgicas fallan, se recurre a las técnicas de reproducción asistida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *