Hasta el momento, la prueba para conocer si una persona estaba infectada con el virus del VIH sólo podía realizarse en centros sanitarios o farmacias, pero, recientemente, un comité de expertos de la Agencia del Medicamentos estadounidense ha recomendado el uso doméstico del test de detección del VIH. El dispositivo se denomina OraQuick y, en 20 minutos, con una muestra de saliva, permite saber el resultado. Una investigación llevada a cabo por la compañía OraSure Technologies ha concluido que el dispositivo detecta correctamente la infección del VIH en el 93% de los casos. Y aunque dicha tasa está por debajo del 95%, umbral de precisión recomendado por la agencia, OraQuick ha sido considerado apto para su comercialización para uso casero. La prueba es más precisa para aquellas personas no portadoras del virus, exactamente en un 99% de los casos.

prueba-vih-3

Asimismo, los expertos han contemplado que el libre acceso a este dispositivo resulta“efectivo y seguro para detectar el VIH” reconociendo que este test puede jugar un papel importante en la ralentización “de la epidemia del virus VIH”. A pesar de que existían argumentos en contra de su uso sin supervisión, el comité de expertos ha respaldado, por unanimidad, la venta de OraQuick. “Cuando hablamos de transmisión por VIH, la gente necesita saber y lo necesita rápido. Los tests de embarazo que se venden en la farmacia o los que miden los niveles de glucosa no son perfectos, pero fueron aprobados porque era mejor que no tener nada. Aprobar OraQuick es lo más acertado”, apuntan fuentes de la Agencia del Medicamento.

La aprobación ha sido unísona si bien los expertos advierten de la necesidad de cambiar algunos detalles del prospecto actual del test para que la información sea más clara y concisa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *