Una vez que conoces las recomendaciones más importantes contra el dolor de espalda y has aprendido a controlar todas estas situaciones de la vida diaria en que puedes prevenir el dolor de espalda, así como has aprendido a relajarte y a no hacer movimientos bruscos y mantener una buena postura, es hora de que conozcas algunas recomendaciones o remedios caseros contra el dolor de espalda.

espalda

También puedes ir a alguna sesión de yoga. Dicen que los asanas de Yoga (bhujangasana, halasana, shalabhasana, shavasana y uttanpadasana) son buenos contra el dolor de espalda.

Si tienes aceite esencial de espliego puedes aplicarlo sobre el área de la espalda que está afectada por el dolor.

Otro remedio casero funciona con salvia, y consiste en hervir 2 cucharadas de hojas de salvia en un litro de agua en una preparación que se debe hacer en aproximadamente 10 minutos. Una vez hecho, se refresca y se puede tomar 3 veces al día.

También puedes lavar la espalda con agua caliente y una esponja, aplicando calor sobre la zona, ya que el calor alivia en parte los dolores de la espalda.

Otro remedio casero y muy sencillo sin ningún ingrediente especial consiste en hacer ejercicios de espalda, como llevar las rodillas al pecho, el balanceo de pelvis, abdominales, flexión de caderas, etc. El ejercicio puede serte bueno para el dolor de espalda, siempre que no te esfuerces ni sobrecargues ni hagas una mala postura. Y sobre todo, también haz ejercicio respirando bien, haz ejercicios de respiración, y haz ejercicios para relajarte a ti y a tu cuerpo.

Existen también muchos medicamentos en la farmacia contra el dolor de espalda. Si hay más síntomas que el dolor de espalda o se presenta durante mucho tiempo es mejor que consultes con tu médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *