En décadas pasadas, los síntomas de abstinencia de la nicotina no eran reconocidos. Se consideraban leves o simplemente era un precio a pagar por dejar el hábito que no se relacionaba con un estado de adicción.

san

El síndrome de abstinencia típico que aparece después de la interrupción brusca del consumo de productos que contienen nicotina se caracteriza sobre todo por la aparición del deseo imperioso de fumar (craving) y de administrarse nicotina.

Aunque la culpable no es únicamente la nicotina; también existen otro tipo de factores  – ambientales, sociales, sensoriales, culturales – , que influyen  en las conductas adictivas del fumador.

 

Síntomas y signos frecuentes del síndrome de abstinencia a la nicotina 

  • Cambios del estado de ánimo: Irritabilidad, frustración, ira, ansiedad, depresión, hostilidad, impaciencia…
  • Síntomas fisiológicos: craving, somnolencia, fatiga, inquietud, dificultad de concentración, disminución de la agilidad mental, cefalea, hormigueos en las extremidades, molestias gástricas, etc…
  • Signos fisiológicos: Aumento de peso, disminución de la frecuencia cardíaca, aumento de la circulación periférica, aumento de la temperatura cutánea, disminución de adrenalina, trastornos del sueño, estreñimiento, aumento de la tos…

 

Efectos sobre el metabolismo

Los fumadores pesan menos que los no fumadores, unos 4 kg menos de media. Al dejar de fumar se recupera esa cantidad.

Los fumadores tienen menos apetito, el cual aumenta cuando se deja de fumar, lo que tiene especial relevancia en las recaídas. El complemento de una dieta equilibrada puede ser de gran ayuda en estos casos.

 

Dificultades añadidas

Se ha comprobado que al dejar de fumar aparecen situaciones depresivas y a su vez, existen mayores tasas de fumadores en individuos con trastornos depresivos.

Todo ello hace recomendable un tratamiento de apoyo o bien un seguimiento médico o especializado que ayude a comprender mejor las causas de la adicción. Ello aumentará los recursos a la hora de llevar a cabo la importante decisión de abandonar el hábito del tabaco.

7 comentarios

  1. Carmen

    4 Febrero, 2013 a 21:50

    Hace dos días que no fumo y después de leer el artículo me están dando ganas de fumar otra vez.

  2. Alex Villa

    5 Febrero, 2013 a 4:31

    Pareciera decir fumar es mejor que dejar de fumar. Llevo un año sin fumar tengo problemas de frecuencia cardíaca baja y angina de pecho, quiere decir que no debí de dejar de fumar para qeu no me baje más la frecuencia??? son temas muy delicados que no deben tratarse tan superficialmente, yo esperaba recomendaciones para superar esos síndromes y lo único que entiendo al igual que Carmen es FUMA!!

  3. Victor

    5 Febrero, 2013 a 9:46

    Llevo cuatro meses y medio sin fumar y aunque me he sentido identificado con casi todos los síntomas de abstinencia que nombra el post, estoy muy feliz con mi elección y como todos los que lo dejamos por primera vez, me digo: ¿¿!!Como no lo he hecho antes!!??

  4. Alberto

    6 Febrero, 2013 a 13:54

    Opino que el post nos deja claro a los fumadores y ex-fumadores,los daños irreversibles que la nicotina deja en nuestro cuerpo. Nadie que lea éste,puede interpretarlo como: “Sigue funando”

  5. monica

    6 Febrero, 2013 a 16:45

    YO HE DEJADO DE FUMAR HACE 11 MESES Y AHORA ME MOLESTA HASTA EL OLOR DE LOS FUMADORES , POR FIN ME SIENTO LIBRE DE DISCRIMINACION ANDO TRANQUILA POR CUALQUIER LUGAR SIN EXTRAÑAR ESE VICIO MALDITO.
    HACE FALTA MUCHA FUERZA DE VOLUNTAD PERO SE PUEDE Y SIN EXCUSAS QUE ME FALTA NICOTINA,QUE ENGORDO QUE PIN QUE PAN…

  6. Martha Brumana

    12 Febrero, 2013 a 21:23

    Desde los 12 años que fumo. Siempre quise dejarlo,aunque temia engordar (soy anorexica) hice varios tratamientos,rayo laser,acupuntura,infiltraciones,etc,etc. sin resultado,ahora me envicie con los chicles de nicotina(aún fumo)gasto mucho y estoy desesperada

  7. zulema

    29 Septiembre, 2014 a 3:12

    Al leer el articulo esperaba otra cosa estoy iniciando tratamiento para dejar de fumar,espero lograrlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *