La introducción de genes normales en células con genes defectuosos es hoy en día posible gracias a las técnicas de ADN recombinante. Este se refiere a una molécula de ADN producida artificialmente para ser instalada, total o parcialmente, en una célula receptora con el fin de alterar la información genética original de dicha célula.

terapiagenica

Como ejemplo podemos decir que se ha logrado incorporar in vitro el gen que codifica hipoxantina-guanina-fosforribosil transferasa en células de tejido conjuntivo de pacientes con enfermedad de Lesch-Nyhan, carentes de esa enzima.
Dichas células, en cultivo, son así nuevas perspectivas para alteraciones genéticas que no tenían solución hasta ahora.
Se han realizado, con buenos resultados, pruebas clínicas en pacientes con inmunodeficiencia severa combinada a los cuales se les introdujo en gen normal de adenosina desaminada en células de médula ósea.

La transferencia de genes a células somáticas corrige el defecto sólo en el tejido tratado; las células germinales no son modificadas. Si bien eventualmente podría alcanzarse la curación clínica, el individuo sigue transmitiendo la alteración a su descendencia.

La manipulación genética con células germinales humanas plantea riesgos y serios problemas de carácter ético; actualmente no es permitida por los organismos oficiales supervisores de la investigación científica en muchos países.
En animales de laboratorio se realiza frecuentemente la transferencia de genes “foráneos” a pronúcleos de huevos fertilizados. Estos son implantados en el útero de un animal receptor, donde se desarrollan individuos que expresan el gen insertado.
A estos animales se los llama transgénicos.

1 comentario

  1. Lidia Amitrano

    20 Diciembre, 2011 a 3:51

    GRAN ADELANTO DE LA CIENCIA ,EL GRAN VALOR DE ESTE ADELANTO ,REALMENTE ILUSIONAN,LES MANDO MIS FELICITACÍÒNES A ESTOS CIENTÍFICO ANÓNIMOS .QUE NOS DAN LA ILUSIÓN DE PODER MODIFICAR ESA ANOMALÍA DE ALGUNAS PERSONAS QUE POR HERENCIA O SIMPLEMENTE POR GENÉTICA ,PADECEN DE ENFERMEDADES QUE POR VÍA DE MEDICAMENTOS NO SE LAS PUEDEN ATACAR..GRACIAS A ELLOS Y QUE DIOS LOS ILUMINE LIDIA AMITRANO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *