De forma general la presbicia se trata llevando gafas de cristales progresivos, gafas bifocales o lentes de contactoLa presbicia varía según la edad y su evolución se detiene a partir de los sesenta años. 

En muchas ocasiones el paciente desea prescindir de las gafas para leer, busca una mayor comodidad o alude a razones estéticas o psicológicas para recurrir a la cirugía.

ojo

Cirugía refractiva

La operación de presbicia tiene el objetivo de permitir ver de forma óptima a cualquier distancia. La cirugía se dirige a los pacienes de forma personalizada, de manera que esté adaptada a cada tipo de visión. Puede ir asociada a miopía, hipermetropìa o astigmatismo

Hoy en día se realiza mediante cirugía láser. Se trata de modificar la superficie de la córnea, o bien aplicar un implante multifocal en lugar del cristalino.

 

Distintos métodos

El planteamiento de la cirugía debe planificarse teniendo en cuenta las motivaciones de la persona, sus expectativas y el análisis de su forma de vida, tanto en lo que se refiere a la dedicación profesional como a la actividad deportiva o a los antecedentes oftalmológicos.

Generalmente, el láser se emplea antes de los cincuenta y cinco años, y el implante después de esta edad.

La técnica también se escoge en función de varios factores como:

  • la edad del paciente
  • los antecedentes oltalmológicos
  • la naturaleza de la ametropía.

 

Resultados de la intervención

Debe saber que no está garantizada una visión perfecta al 100 % tras la operación, aunque en general los pronósticos son bastante favorables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *