El trastorno afectivo estacional puede afectar a las personas también en verano. La depresión en la estación de verano puede es producida por el clima durante la estación estival. El sol, la humedad y temperaturas altas pueden afectar el estado de ánimo de las personas.

afectivo

Los síntomas del trastorno afectivo estacional:

-insomnio o problemas para dormir

-poco apetito

-perdida de peso por comer menos

-irritabilidad y mal humor

-depresión leve

-ansiedad

 

Esta afección suele ser pasajera y la causa principal es que el cuerpo no se adapta tan rápidamente a la nueva estación y a las temperaturas. También los cambios en la rutina del verano producen los síntomas de este trastorno así como cuando hay cambios de horarios en los países que afectan al organismo.

Muchas personas se deprimen en esta estación del año debido a que están solas y tienen tiempo libre y no lo pueden compartir por lo que esto altera el ánimo.

La mayoría de las personas que padecen esta afección son mujeres y hombres adultos o de mediana edad.

Con apoyo psicológico se puede revertir esta patología que no es grave en la mayoría de las personas.

Es importante que la persona reconozca que sufre de este trastorno y busque ayuda para superarlo y que esto no afecte su calidad de vida. 

Se aconseja que las personas que son diagnosticadas con el trastorno estacional de verano vayan si pueden a lugares no tan calurosos y más secos para evitar atenuar los malestares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *