Se conoce como vitamina P a un grupo de sustancias denominadas bioflavonoides necesarias para el correcto funcionamiento del cuerpo.

La carencia de vitamina P genera problemas capilares y síntomas de escorbutos. Además ante un golpe cuando el cuerpo no tiene la cantidad de vitamina P se forman rápidamente moretones y se sangra con facilidad.

vitaminap

Funciones de la vitamina P en el cuerpo:

-Ayuda a potenciar la absorción de vitamina C por parte del organismo

-Tiene cualidades antioxidantes por lo que ayuda a combatir los radicales libres

-Ayuda a que mejore el funcionamiento del riñón y del hígado

-Mejora la circulación sanguínea en el cuerpo

-Fortalece los capilares previniendo problemas como la caída del cabello

-Ayuda a prevenir varices e infecciones

-Ayuda  a prevenir el sangrado de encías

-Mejora la calidad de la producción del colágeno en la piel

-Ayuda a detener hemorragias

-Ayuda  a tratar la depresión

-Favorece en el tratamiento de ulceras, asma, patologías auditivas y afecciones ginecológicas

-Ayuda  a reforzar el sistema inmunológico

-Ayuda a prevenir la gripe y los resfríos

 

Alimentos que contiene vitamina P son:

-frutas como cereza, ciruela, limón, naranja, pomelo, uvas, moras, melocotones, zarzamora, grosellas, melón, papaya

-verduras como tomate, brócoli, pimiento verde

-cereales como trigo

 

No hay peligros de consumir en exceso vitamina P ya que se elimina el excedente por la orina sin problemas.

La vitamina P no es un nutriente tan conocido como otros por las personas pero es importante consumir alimentos que lo contengan para mantenernos saludables. 

Si quieres encontrar Vitamina P o Bioflavonoides en capsulas o comprimidos naturales puedes encontrarlos aquí: Ver Bioflavonoides o vitamina P

1 comentario

  1. Jacques FROMONT, Nutricionista

    7 Agosto, 2013 a 14:24

    Muy bien. Sólo precisar que no son considerados como vitaminas aunque los flavonoides poseen propiedades muy apreciadas en medicina, como antimicrobianos, anticancerígenos, disminución del riesgo de enfermedades cardíacas, entre otros efectos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *